Hellas

12 febrero, 2012 § Deja un comentario

La dialéctica abstracta entre tensión y presión ha servido para definir la conjugación entre stásis y pólemos, al menos desde Tucídides.  En cualquier caso la discordia supone, en su relativa proporción, un caso de guerra, así como la recíproca. Pero aquí la abstracción se reduce a la dimensión de nuestro carácter.

El completo silencio al respecto, de nuestros medios de formación de masas, resulta ya clamoroso. Recojámonos. Hay que disponerse a ocupar posiciones.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Hellas en A Día de Hoy.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: