Metafísica del “management”

3 junio, 2013 § Deja un comentario

Un signo de nuestra desorientación puede señalarse, sólo señalarse, atendiendo a la filosofía de éxito de nuestro tiempo. Podríamos discutir sobre el carácter de su éxito y sobre su naturaleza de filosofía. Pero eso me llevaría fuera del asunto.

Por un lado Reinhard K. Sprenger, que cita una frase atribuida a Henry Ford: All I want ist a good pair of hands, infortunately I must take them with a person attached. (“Todo lo que quiero es un buen par de manos, desgraciadamente sólo las obtengo unidas a una persona”)

Sprenger – de una extraordinaria inteligencia – resulta de una, asimismo fuera de lo común, inconsistencia terminológica. Pasa sin reparo alguno del individuo a la persona, por no hablar del vaivén entre los adjetivos individual, particular y singular. Pareciera no tener idea alguna de persona y, sin embargo, su aguda inteligencia no le permite desviarse de la realidad.

Por otro lado, en noviembre de 2011, otro escritor de gran éxito – Jaron Lainer – se ocupaba de estos mismos problemas. Lainier es conocido por su enorme talento para la ingeniería informática. Empresas a las que contribuyó sobremanera fueron luego compradas por Oracle, Adobe o Google. Es Doctor Honoris Causa por el Instituto de Tecnología de New Jersey en 2006. Es músico, artista gráfico y escritor. En fin, se le presenta como “la primera figura de la tecnología que ha logrado el estrellato en la cultura contemporánea”.

Toda esta presentación tiene por objeto mostrar que no es Jaron Lainier un teólogo metafísico, ni siquiera una catedrático de filosofía o una ilustre eminencia en derecho romano.  Tiene una inteligencia sólo comparable a su ignorancia en esos terrenos, comúnmente juzgados obsoletos por los atentos a la productividad. Terrenos quebradizos por arcaicos y ajenos – al parecer – a la eficacia productiva y al rumbo de la realidad. Pues bien, la parte primera de su gran éxito editorial del año 2011: Contra el rebaño digital, lleva el siguiente título: ¿Qué es una persona?. Es esta una cuestión cuya respuesta se enriquecería profundamente con el conocimiento de la más rancia tradición metafísica y teológica. Una tradición cuya actualidad no habrá que encarecer ante los que reconocen allí el valor de una filosofía perenne.

Es cierto que la polilla pseudo-erudita de una academia tomada por esa forma de escorbuto que deriva de la sola ingesta de traducciones y ensayos de relumbrón, aunque conoce los textos antiguos ignora – en la mayor parte de los casos – los problemas reales. Acaso exista la posibilidad de su verdadera renovación. Pero cuesta creerlo.

Anuncios

Etiquetado:, ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Metafísica del “management” en A Día de Hoy.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: