Jünger, E. 29/08/1944

9 octubre, 2016 § Deja un comentario

ernst-junger-aeg2Tras el Diario de París, una vez que el avance aliado fuerza la huida, se abren las Hojas de Kirchhorst, es el verano de 1944. El 29 de agosto, Jünger se encuentra en Saint-Dié. Observa como un grupo de soldados se aloja en una granja y señala su esperanza de que algún hombre, alguna persona singular siempre advertirá contra el robo o la incautación ilegítima, o contra cualquier otro tipo de abuso. Recuerda como algún miembro del Estado Mayor sufría ante la orden de tomar rehenes, como si la acción conturbase su conciencia moral. Siempre ha de haber uno que rompe el orden homogéneo de inmediata integración en el grupo. Esta esperanza en la persona, en el singular y no el individual, acaba abriéndose a una constatación.

“¿Qué puede recomendarse al hombre, y sobre todo al hombre sencillo, para sustraerlo a esa uniformación , a la que también coopera sin parar la técnica? Sólo la oración. En ella está dado, también para el más humilde, el punto en el que entra en relación no con partes del engranaje, sino con la totalidad. De ese punto fluye una ganancia inaudita, también soberanía. Esto rige asimismo fuera de toda teología. En situaciones frente a las que lo más inteligentes fallan y los más valerosos piensan en buscar una escapatoria, a veces se ve a uno aconsejar con calma lo justo, hacer el bien…: Man kann sich darauf verlassen dass das ein Mann, der betet, ist: Se puede estar seguro de que es un hombre que reza”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Jünger, E. 29/08/1944 en A Día de Hoy.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: